Mercedes y Ferrari pelearán por la corona en la nueva temporada de Fórmula 1

 

Red Bull apunta a convertirse en la tercera escudería de la parrilla. McLaren, Renault y Haas, con grandes mejoras, buscarán un mayor protagonismo que el año pasado.

Barcelona fue la encargada de albergar los test de pretemporada de este año 2018. Los diez equipos protagonistas del próximo mundial de Fórmula 1 encendieron por primera vez las máquinas con las que defenderán los colores de sus escuderías. Como cada año, las pruebas en diferentes condiciones de asfalto protagonizaron el modus operandi de los pilotos. Frío gélido en la primera semana y altas temperaturas en la segunda originaron cambios y mejoras técnicas importantes para el transcurso de la temporada.

Todos los focos apuntaban a McLaren y a su nuevo motorista, Renault. Los de Woking han tenido todo tipo de problemas; desde la pérdida de una rueda hasta fallos en el motor eléctrico, pasando por averías en los escapes y filtraciones de aceite. La fiabilidad volvió a ser la desgraciada protagonista para la escudería inglesa; otro año más, McLaren fue el equipo que menos vueltas completó aunque eso sí, el desarrollo del motor no debe preocupar a los de Eric Boullier ya que tanto Red Bull como el equipo Renault han logrado un desarrollo importante.

A pesar de ello, no sólo ha habido desgracias para Fernando Alonso, el español logró terminar los test con el segundo mejor tiempo de la pretemporada (1:17,784) con más de 80 vueltas completadas, únicamente superado por el finlandés Kimi Räikkönen.

Mercedes y Ferrari, a lo suyo

Hamilton y Bottas no quisieron mostrar sus armas del todo, a pesar de ello la escudería de la estrella se mostró superior al resto logrando muy buenos tiempos y aguantando sin ningún problema de fiabilidad. Eso sí no deberían despistarse puesto que Ferrari va a dar guerra al equipo de Totto Wolff y nadie es capaz de vaticinar cuál de los dos equipos será más rápido. Las condiciones de los circuitos serán clave para comprobar si Ferrari o Mercedes tomarán ventaja en la carrera por el mundial.

Sebastian Vettel, uno de los pilotos que menos ha rodado en estos test con su Ferrari, ha vivido unas pruebas tranquilas sin nada reseñable. En la mayoría del tiempo que ha estado en pista, se ha dedicado a realizar simulaciones de carrera sin marcar tiempos excesivamente competitivos, de eso se ha encargado su compañero Räikkönen quien no sólo ha marcado el mejor tiempo de la pretemporada, también ha sido una de las sensaciones y las esperanzas de llegar a los Mercedes.

Pirelli busca redimirse con las gomas

Después de una temporada en la que los neumáticos fueron la parte más negativa, Pirelli quiere ponerse las pilas y convertirse en el mejor aliado del espectáculo. La marca italiana pretende decir adiós a las gomas excesivamente duras de años anteriores y pretende que las ruedas este año sean trascendentales para el devenir de las carreras.

Para que esto suceda, las escuderías contarán con dos nuevos compuestos de neumáticos el Superhard que se convertirá en el juego de gomas más duro y el Hypersoft que desde este año será el más blando.

No sabemos si esto ayudará al espectáculo pero Pirelli lleva cuestionada varias temporadas por no dar con la tecla, veremos si con los siete neumáticos de este curso consiguen acertar.

Por otro lado, el Renault de Carlos Sainz será objeto de todas las miradas de los seguidores, el coche se ha mostrado sólido y con capacidad de mejora. Otras escuderías como Sauber, Williams o Force India son una completa incógnita.

¿Qué podemos esperar de este año?

Las incógnitas son un clásico en los meses de marzo de cada año, ¿qué ocurrirá en la Fórmula 1? Es difícil predecir cómo terminará todo allá por noviembre, pero últimamente Mercedes nos lo pone bastante fácil; los campeones del mundo aspiran a repetir corona por cuarto año consecutivo, tienen el mejor coche en todos los aspectos y dos pilotos que tienen licencia para aspirar a todo.

Ferrari y Red Bull seguirán a los británicos, el Cavallino Rampante podría luchar con ellos, sin embargo los austriacos cuentan un gran trabajo aerodinámico pero el propulsor Renault está un pasito por detrás. Por ello, McLaren y la propia escudería Renault competirán en la zona media junto a otro equipo que ha sorprendido en los test, Haas. El resto son todo incógnitas. Toro Rosso y su motor Honda han aguantado sin problemas, pero han hecho tiempos poco competitivos Mientras que Sauber, Force India y Williams son todo incógnitas.

La temporada está a punto de arrancar. El próximo 25 de marzo de apagaran los semáforos de Australia y a partir de entonces todo el espectáculo estará servido. Solo queda esperar.

 

Alejandro García.

 

Fuente imagen: Marca

Dejar una contestacion