Escuchar música mientras estudias sí es factible

¿Sabías que existen plataformas digitales que utilizan la música como método de concentración? Si eres de los que estudia de esta manera antes que nada, no te olvides de lo importante, y segundo, revisa estos soportes que ofrecen música en streaming dependiendo de tus gustos. Aunque sabemos que quizá no sea lo que buscas (todos preferimos dirigirnos a nuestra lista de reproducción):

Focusmusic.fm :  con opción de escuchar música clásica, electrónica y hasta incluso el ruido de la lluvia presentada de diferentes formas

Mubert: web destinada a la reproducción de música (electrónica) en tiempo real y de forma automática

Un aprobado para la música

Tratando de poner en común diferentes ideas entre varias compañeras, llegamos a la conclusión de que sí es posible aprender e incluso aprobar si estudias con música. En un principio tenía la idea de que prácticamente es imposible, ya que la concentración requerida en ambas es inmensa. Si ya cuesta bastante hacer el esfuerzo y ponernos manos a la obra con la teoría, no vamos a estropearlo todo por una simple distracción. Porque la música por muy inspiradora y tranquilizante que pueda parecernos, es también perfecta para despejar nuestra mente, olvidarnos de todo y disfrutar. Algo que no podemos hacer mientras estudiamos. Pero las ideas de cada una me hicieron ver, que quizá estaba un poco equivocada. Hay gente que puede hacer ambas cosas a la vez, y los resultados son muy interesantes.

Pero ¿Es eficaz para todos?

Por lo que, papá, mamá, tranquilos. Si tu hijo dice que puede concentrarse, aprender la teoría y entenderla mientras escucha música, creedle. Mi hermana lo hace. Y hasta ahora le ha resultado bastante bien. Creo, sin embargo, que en ciertas personas no funciona por el simple hecho de que necesitan una máxima concentración, que no se trata de ser más o menos listo, de gustarte más o menos la música, sino de la forma o costumbre que tiene uno cuando va a realizar una tarea. A mí, por ejemplo, me apasiona la música pero sin embargo no la soporto si tengo que estudiar. O me concentro en aprender lo que necesito o me pongo a cantar la letra de la canción mientras escucho la melodía.

Porque la música queramos o no, es una forma de entretenimiento, y como a todo, es necesario dedicarle un momento especial y adecuado a nuestra situación sentimental o emocional. Esto permitirá comprender el significado de la melodía, transmitir ese “algo especial” y disfrutar plenamente.

Cecilia Rodríguez González

Dejar una contestacion